loader image
conservar la crema solar

¿Debemos conservar la crema solar de un año a otro?

Tiempo de lectura: 3 minutos

Ya estamos en septiembre y para muchos de nosotros es un mes de volver al trabajo con las pilas cargadas de las vacaciones. Para mí siempre ha sido un mes de nuevos comienzos, incluso más que enero y además todavía sigue haciendo calor y podemos disfrutar de los últimos rayos solares.

Por eso, cada año, cuando llega el otoño nos preguntamos: ¿qué hago con la crema solar? ¿puedo conservar la crema solar para el próximo año? ¿se pone mala si la conservo durante todo el año? Vamos a ver qué es lo que debemos hacer para que al año siguiente podamos volver a disfrutar del sol con una crema en buen estado.

Cuando abrimos el bote del año anterior tenemos que revisar las características organolépticas, es decir, las características que podemos experimentar por los sentidos. Revisaremos la textura, si se ha vuelto más líquida, más sólida o si se han separado las fases, no dudes en tirarla. También el color, si ha habido cambio de color a más claro, más oscuro, más amarillento, verdoso… sea cual sea el cambio de color nos indica que algo se ha modificado en la fórmula así que no la utilices. El olor también nos va a dar una pista sobre el estado de la crema. Si huele más ácido, si huele a podrido o incluso si ha perdido aroma, haz lo mismo que en los dos casos anteriores y deshazte de ese bote.

Además, debemos conocer qué datos nos dan en el envase y etiquetado porque es una información que va a ser crucial a la hora de decidir si utilizamos el solar o no.

1-      Fecha de duración mínima: Es básicamente la fecha de caducidad. Desde esa fecha, el fabricante no garantiza el buen estado del producto, ni la efectividad, ni la seguridad incluso si el producto no ha sido abierto y habiéndose conservado en condiciones óptimas. En los productos cosméticos con una fecha de caducidad superior a 30 meses, no es obligatorio poner una fecha a partir de la cual no es aconsejable utilizar el producto, pero sí deben poner una fecha límite de consumo una vez abierto (PAO: período después de apertura)

2-      Período después de apertura (PAO): Viene de las siglas inglesas “period after opening” y nos indica el número de meses que podemos tener el bote abierto con garantía de buen estado. Es un símbolo de un tarro abierto con un número y una M (3M = 3 meses, 6M = 6 meses, 12M = 12 meses)

En el caso de los protectores solares, la gran mayoría son 12M, por lo tanto, no deberíamos utilizarlos de un año a otro. Además, debemos tener en cuenta, que las cremas solares aguantan muchos cambios de temperatura bruscos durante la temporada de verano, ya que, si los tenemos en el bolso en la playa, en el coche o bajo el sol, va a estar a una temperatura muy extrema y también es muy normal que el tapón se manche de arena con las consiguientes bacterias y hongos que puede aportar. Por lo tanto, el factor de protector solar se verá alterado de un año a otro y no se corresponderá al marcado en el envase debido a estas razones.

Pero ¿todo esto es real? ¿o como dicen algunos medios es una invención de los propios fabricantes para obligar a los consumidores a comprar una crema solar año tras año? Por desgracia, este año he sufrido lo que es utilizar un protector solar fuera de fecha y no es para nada agradable.

El solar concretamente es una bruma en spray (no voy a dar marcas porque lo utilicé el año pasado y me funcionó genial) y precisamente por ser en spray pensé que estaba protegido de bacterias y este año funcionaría igual que el año anterior. Pues bien, me la apliqué en la cara y al cabo de una media hora tomando el sol me empezó a dar reacción y acabé como en la siguiente foto.

MadridLondonBeauty

Realmente no había cambiado de textura, color ni olor, pero revisando el aerosol, vi que ponía 12M y yo lo había abierto más de 12 meses atrás. Con esto quiero que seáis conscientes de que el protector solar no dura de un año a otro y es preferible comprar uno nuevo antes que poner en riesgo nuestra piel, yo tengo claro que voy a reponer solares todos los años para que no vuelva a suceder esto.

Espero que os haya servido este post para que el año que viene no os pase como a mí y me encantaría que me contaseis en los comentarios si os ha pasado algo parecido o si tenéis alguna anécdota con la crema solar. 😉

Share on facebook
Facebook
Share on telegram
Telegram
Share on whatsapp
WhatsApp

Entradas recientes

Categorías

Categorías

ML Vídeos

Entrevistas

Reseñas productos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para fines de afiliación y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad